Como una medida centralista, destinada sólo a satisfacer los requerimientos de los balnearios de la zona central del país, fue calificado el denominado Permiso de Vacaciones, el cual no considera que Natales y Torres del Paine son un destino en conjunto.

La fuerte crítica a la promocionada iniciativa gubernamental surgió desde la Cámara de Turismo de Ultima Esperanza.

La presidenta de la entidad gremial, Pilar Irribarra, señaló que “desde nuestro gremio vemos con mucha preocupación la dificultad de implementar el Permiso de Vacaciones en Magallanes, sobre todo porque no se ha considerado que Natales y Torres del Paine es un destino en conjunto, creemos que el Permiso de Vacaciones es una medida centralista que beneficia principalmente a los balnearios de la zona central”.

Desde la Cámara de Turismo agregaron que este permiso presenta una serie de interrogantes que se debe precisar rápidamente para generar provecho de este anuncio de gobierno desde el punto de vista de la reactivación turística del destino Natales-Torres del Paine, en especial porque la Fase 2 presenta muchas restricciones aún.

Pusieron como ejemplo de lo último que no se puedan hacer recorridos interregionales porque el permiso se otorga por una sola vez y requiere estadía indefinida sólo en la comuna de destino final impidiendo el desplazamiento por el territorio, a excepción de las horas en las que se puede hacer pernoctación en tránsito. Por ello, si un turista tiene estadía en Punta Arenas no podrá tomar un programa con pernoctación en Porvenir, y si quiere ocupar sus días para visitar el Parque Nacional Torres del Paine sólo podrá ir por el día sin poder pernoctar en Puerto Natales.

Lo mismo ocurre si el turista llega directo a Puerto Natales, ya que podrá tomar una excursión por el día a la comuna de Torres del Paine, sin embargo se desconoce qué permiso deberá tener un turista para poder realizar el circuito de trekking que implica alojamiento en el parque por varios días.

Apoyo al sector

En cuanto a la temporada, Pilar Irribarra dijo que “ya han transcurrido tres meses y se ve que enero, febrero y marzo tampoco va a repuntar de una manera significativa, por tanto, nuestra visión es seguir solicitando los apoyos económicos que se necesitan para que las empresas se sostengan en pie durante este año 2021 y puedan llegar a la próxima temporada 21-22”.

Adriana Aguilar, gerente de la Cámara de Turismo, indicó que “tenemos que seguir trabajando con las autoridades en todos los niveles para buscar los instrumentos que nos permitan aliviar los efectos negativos de la crisis sanitaria que ha golpeado fuertemente a uno de los sectores productivos más importantes de la provincia de Ultima Esperanza”.

Añadió que “otros destinos turísticos del país podrán agotar sus esfuerzos en reactivación con muchas más ventaja, mientras que para el destino Natales-Torres del Paine sólo le queda buscar los apoyos que permitan financiamiento y liquidez para las empresas”.

Turismo intrarregional

Sobre la situación de los restaurantes, dijeron que todos los establecimientos de alimentación deben seguir cerrados y sólo a nivel nacional se permite atención en terrazas lo que es imposible en Magallanes.

Con respecto al turismo intrarregional expresaron que es una iniciativa que se había anunciado con mucho entusiasmo por parte de las autoridades regionales, sin embargo, en Fase 2 se debe realizar cuarentena los fines de semana lo que desmoraliza la posibilidad de un turismo intrarregional mucho más si los residentes de la misma región deben ocupar su único “Permiso de Vacaciones” para una escapada dentro de la misma región.