Preocupantes son por decirlo menos, algunos de los resultados que arroja un reciente estudio efectuado por científicos del Instituto Español de Oceanografía (IEO), en conjunto con integrantes del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC) y de la Universidad Kaust, de Arabia Saudita.

Se trata de la tendencia migratoria que deberían seguir las especies marinas hacia el fondo del océano para mantener la temperatura actual hasta el año 2100, ello en 18,7 metros en un escenario de emisiones moderadas y de 32,3 metros en un escenario de altas concentraciones.

Según consigna El Mercurio en base a esta investigación difundida por la revista especializada Nature Ecology & Evolution, una de las observaciones de la CSIC es que no sólo la temperatura es un factor determinante del hábitat de los organismos marinos, sino que además lo es la insuficiente cantidad de luz que llega a aguas más profundas.

Impacto en centolla y bentónicos

Al respecto, el presidente del Sindicato de Trabajadores de Independientes (STI) de Buzos Armadores Pescadores Artesanales Sur de Magallanes, Nolberto Muñoz Vera, complementó diciendo que las advertencias públicas que han surgido del mundo científico, han posibilitado que el sector comprenda cada vez más cómo la contaminación por nutrientes, está reduciendo el oxígeno en los mares y las implicancias de ello. “Varias especies de peces deberán migrar a medida que aumente la temperatura en los océanos y la seguridad alimentaria podrá verse comprometida, porque los niveles de contaminantes como mercurio aumentarán en los peces y plantas marinas. Se habla que estos se desplazarán a una mayor profundidad, lo cual puede generar por ejemplo, que en nuestra región decaiga en mayor escala la captura de centolla en los próximos años, aun cuando ya hemos visto su disminución paulatina y la mayor profundidad en donde se encuentran. Esta situación dentro del sector de la pesca artesanal produce una enorme preocupación por los efectos sociales que afrontaremos y pensamos que todavía estamos a tiempo para potenciar con urgencia las investigaciones científicas que sean necesarias”.

Por su parte, el presidente del Sindicato N°8 de Pescadores Artesanales y Armadores, Fernando Carmona Saldivia remarcó que en los últimos años se ha notado también una disminución en algunos sectores de recursos bentónicos, principalmente del erizo. “Esto nos hace sentir que -la causa- provendría por efectos del cambio climático, aspecto que ya se ha hecho saber a las autoridades e instituciones relacionadas con la pesca regional”.

Finalmente, su par del Sindicato de Buzos Armadores y Tripulantes de la Pesca Artesanal, Juan Francisco Lemus Otey, planteó que debido a la eminente amenaza que supone el cambio climático, el principal compromiso de los artesanales va en cuidar y proteger el medio ambiente. “Esperamos que todos quienes estén relacionados con la actividad pesquera y acuícola, actúen con responsabilidad y mirando el futuro, aplicando las mejores prácticas de protección y cuidado a nuestro borde costero”.