Puerto Edén, historias de residentes que viven en una de las localidades más alejadas de Chile

Si hablamos de bellezas naturales, destaca una que por sus paisajes, clima, vegetación, entre muchas otras cualidades, logra cautivar a todos quienes la visitan. La alejada localidad de Puerto Edén, se encuentra a cerca de 30 horas de navegación desde Puerto Natales, y está emplazada en la costa oeste de la Isla Wellington, sobre la ribera occidental del Paso del Indio, esto es al sur del Golfo de Penas. Asimismo, se encuentra inmersa en el Parque Nacional Bernardo O’Higgins.

Hasta este lugar, llegó la DPP Romina Álvarez, quien destacó la importancia de quienes residen aquí señalando que “hemos realizado distintas instancias de diálogos ciudadanos y, por supuesto, visitas a los vecinos y vecinas, es por ello que queremos destacar a las personas que habitan en este lugar y que hacen soberanía. Como Gobierno, tenemos el compromiso con el eje de descentralización con los territorios, pero también con las distintas realidades de las personas que habitan en la provincia de Última Esperanza”.

Juan Melipichún es un vecino que ha vivido casi toda su vida en Puerto Edén, sobre lo que esto ha significado señaló, “trabajé mucho para poder construir mi casa, me dediqué a la pesca y la carpintería para poder mantener a mi familia; yo he hecho mi vida aquí, siete de mis ocho hijos nacieron en Puerto Edén”. Palabras que complementó su esposa, María Vera, al comentar que “me gusta este lugar y me produce tranquilidad, ya que nunca he pasado necesidades para poder criar a mis hijos”. 

El caso de Florencia Navarro es diferente, ella es enfermera y llegó hace tres semanas desde la ciudad de Concepción para trabajar en la Posta de Puerto Edén, sobre esto manifestó “sentía que profesionalmente estaba estancada, por lo que me atreví a hacer patria en este lugar y poder impregnarme de toda esta belleza natural, y por supuesto, trabajar en el área de la salud, entregando mis mayores conocimientos a la gente de la zona, esa es la razón fundamental por la que estoy en Puerto Edén”.

Por su parte, el Jefe de Retén de Carabineros, Suboficial Mayor Jorge Cisternas, quien se encuentra cumpliendo funciones en la zona desde hace casi cuatro años, comentó “la integración que existe con la comunidad es un factor muy relevante y es una labor fundamental que realizamos nosotros, la cercanía con los vecinos es muy importante, ya que nos prestamos cooperación y existe una ayuda mutua”, asimismo añadió, “esta es una experiencia enriquecedora, he crecido mucho como persona y como carabinero porque estar en contacto permanente con los habitantes, es algo que no siempre sucede en las ciudades grandes, pero que aquí sí se ve”.

Este particular lugar, que entre sus habitantes alberga a los descendientes del pueblo kawésqar, actualmente tiene una población de aproximadamente 110 personas, algunos de ellos han vivido históricamente en la zona y otros, por diferentes motivos, se trasladan hasta aquí para desempeñar alguna labor o trabajo por un período determinado; sin embargo, en lo que todos coinciden es que Puerto Edén posee algo especial que encanta a todos quienes tienen la oportunidad de pisar esta tierra.