Los senadores Carolina Goic y Carlos Bianchi pidieron “tomar como oportunidades” las características geográficas de las zonas extremas, al conocer los avances del Proyecto Patagonia que busca la construcción de un puente digital que una a las universidades australes con el resto del mundo (ver nota en página 29).

La iniciativa se conoció en la Comisión de Zonas Extremas del Senado, que preside José Miguel Insulza, oportunidad en la que representantes de las universidades de Magallanes y Aysén, además de la Red para Investigación y Educación en Chile, dieron a conocer los alcances de la iniciativa, que posibilitará la construcción de un “puente digital” que una a todas las universidades de investigación y educación superior de la macrozona Austral de Chile con el país y el mundo.

Los expositores precisaron que sólo en América Latina 13 países ya comparten sus conocimientos a través de estas plataformas y hoy esta macrozona está sin acceso a esa red. Además, se analizó el impacto y la necesidad de colaboración mutua que requiere este esfuerzo para avanzar, por ejemplo, en las potencialidades que tiene el país.

Problema en
la fibra óptica

En su intervención, el senador Carlos Bianchi hizo presente su total apoyo a la iniciativa, pero planteó los problemas que existen en materia de conectividad en la Región de Magallanes. “Es un problema porque hoy día está siendo un negocio para una empresa particular y la conectividad tiene total dependencia desde Argentina. Esa misma empresa que tiene la distribución es la que se adjudicó la fibra óptica en Magallanes, intentando tener compensaciones económicas por sobre lo presupuestado y viendo su particular negocio y no el beneficio que podría representar para la Patagonia”.

Por tal razón, dijo que antes de asumir compromisos de apoyo reales “oficiemos al ministerio para que se nos aclare la situación concreta en la que se encuentra la posibilidad del aumento de demanda en el caso de la macrozona sur. Esto ha sido demorado artificiosamente y maliciosamente y es una situación que nos afecta profundamente”.

Por otra parte, el parlamentario dijo que por una situación geográfica y de aislamiento “lo que parece negativo me da la impresión que puede ser positivo”, por lo que plantea un mejor aprovechamiento de los recursos naturales y la posibilidades que entrega el trabajo que desarrolla la Universidad de Magallanes.

Senadora Goic:
“Es inaceptable”

Por su parte, la senadora Carolina Goic dijo que aquí se requiere “una definición más estratégica” que respalde estas iniciativas con visión de país, que considere los desafíos futuros tanto en materia de desarrollo de la ciencia pero también en materia de soberanía. “No puede quedarse como iniciativas aisladas que dependen del financiamiento que se genere año a año. Hoy, por ejemplo, es inaceptable que un proyecto estratégico como la fibra óptica no se enmarque dentro de un proyecto así y dependa de una iniciativa privada”.

Las limitantes en materia de conectividad fue reafirmada por el director de Servicios Informáticos de la Umag, Juan Carlos Vergara, quien lamentó que existiendo la posibilidad de entregar datos en línea se tenga muchas veces que optar por “lo físico” a través del envío de un disco duro. Junto con ello, dio a conocer el trabajo que se desarrolla en la universidad y la necesidad de contar con las herramientas que permitan poner fin al aislamiento en materia de conexión digital.

Por su parte, la rectora de la Universidad de Aysén, Natacha Pino, sostuvo que hay “una gran deuda en la macrozona Austral, que está desconectada de este tipo de redes, a pesar del tremendo potencial científico y de centros del conocimiento que posee y aquí nace la propuesta Patagonia. Transformar a la macrozona Austral en un polo de desarrollo e investigación en la era del Big Data y con sentido territorial es una tremenda oportunidad”.