Sesión de Concejo termina abruptamente por enojo de la Alcaldesa al ser confrontada por el Concejal Urtubia

En el capítulo Nº58 de la teleserie de la que estamos siendo testigos los habitantes de Puerto Natales, donde parte del reparto, por un lado la Sra. Alcaldesa Antonieta Oyarzo y por el otro, algunos Concejales, entre ellos Urtubia, volvieron a mostrar que no están a la altura del debate, dejando inconclusa una sesión por que a unos y otros no les parece, por un lado, como se administran los dineros públicos y a otros, que sea tema de reproche y, en palabras de Oyarzo Alvarado, de “escarnio público”.

Primer Round

No habían pasado 10 minutos en la Sesión cuando se desato el primer “round” entre Oyarzo y Urtubia, por que se le dijo al Concejal Ojeda que como “no iba a tener idea de lo que sucedía en una comisión que el preside”, a lo que la Alcaldesa reaccionó elevando el tono y llamando la atención a Urtubia, pidiendo el respeto y dejando en claro, una vez más, que ella es la Alcaldesa y que ella manda!

Segundo Round

Al comenzar los puntos varios de los Concejales, el primero en exponer fue Urtubia, quien pidió explicaciones a la Secretaria del por qué no se había hecho presente a la auto-convocatoria de los Concejales para tratar el tema de la CORMUNAT.

La Alcaldesa en ese momento le pidió a la Secretaria (s) que contestara, pero en definitiva fue ella quien le dejó claro al Concejal que era un tema del cual, los Concejales no tienen injerencia. Seguido esto, el Concejal Ruiz, uno de los que no asistió a la convocatoria, leyó la convocatoria sobre los temas a tratar y el adjunto, donde la el día mencionado no correspondía a la fecha y dijo en tono capcioso… “O manda el día o manda la fecha”, aludiendo a este error, que por lo demás, en actos oficiales no puede tener errores, a que ese fue el motivo por el que no asistió. De todas maneras, y tratándose de un tema que importa mucho a la comunidad, que es el despilfarro sin medida de recursos para pagar sueldos en las Corporaciones, pero en particular, de Salud y Menores, el Concejal Ruiz podría haber hecho una acotación a quien lo convocaba sobre el error en la fecha, pero sabemos que no están en sus prioridades contrariar a la “patrona”, ya que para quien suscribe, esta aplanando el camino para su futuro como candidato al sillón en las siguientes municipales.

Luego de esto, la Alcaldesa dijo que esta mañana había enviado informe a Contraloría para que esta se refiriera auto-convocatoria y su legalidad, y además, informó sobre crear una comisión fiscalizadora permanente para ver temas relacionados a las Corporaciones, agregando que, de haber cuorum, llamaría a reunión del Directorio de la Corporación e invitaría al Concejo para plantear los puntos.

Esto claramente no dejó conforme al Concejal Urtubia, quien expreso que esto claramente era una maniobra para dilatar el tema que tienen que ver exclusivamente con las remuneraciones en la CORMUNAT, y que acudiría a Contraloría, por que el tema en si no son los salarios y remuneraciones si no, el cómo se define quien y como se calcula el sueldo de estos funcionarios, que además, son cargos de confianza.

Junto con esto el Concejal Urtubia hizo una referencia a la administración anterior, diciendo que “no esperaba encontrarse con una defensa corporativa tan fuerte de parte de esta Alcaldesa o su administración, como lo hizo el Alcalde anterior, hacia temas que tienen que ver con la CORMUNAT y que no quieren que sean tratados en el Concejo”.

Tercer Round

La Alcaldesa volvió a tomar la palabra y dijo que “convocaría al Directorio de la CORMUNAT sin tener ‘la obligación’ de hacerlo”.

Y aquí comenzó el “de que cuero salen más correas” y cambiando el tono de voz a algo mas prepotente, invitando a que quienes tengas alguna prueba de irregularidades, o de falta de probidad de parte de su administración o de la Corporación, envíe sus pruebas a Contraloría y en base a ese resultado, “pase por Fiscalía”. A este punto de la Sesión, Oyarzo no podía contener su enojo en contra del Concejal Urtubia y ese seria solo el comienzo, ya que en el punto vario siguiente, Urtubia se refirió a las dobles funciones o contratos de funcionarios y el turno de lo que claramente está mal, fue de quien esta subrogando el cargo de Secretario Municipal.

Resulta ser que el cargo lo esta ocupando Katherine Burgos, quien también está contratada por el municipio como Asesora Legal, cargo de confianza de la Alcaldía y es aquí donde reventó todo.

Empezaron ambos a elevar el tono de la discusión respecto de la atribución que tiene la Alcaldesa de nombrar a quien ella quiera y que el plazo de contraloría es hasta Diciembre para poner a una persona que ocupe el cargo de manera definitiva. Mientras iban y venían frases invocando leyes, estatutos, privilegios y potestades, la Sra. Secretaria (s) intervenía constantemente en la discusión hasta que el Concejal Urtubia hizo ver que ella (Secretaria (s)) no podía intervenir en la discusión sin solicitar permiso al Concejo, ya que ella no es parte de este, pero siguió interviniendo y el Concejal siguió solicitando que la Secretaria solicitara el permiso correspondiente a la sala para intervenir y la Secretaria (s) insistía en no respetar el reglamento y en eso estaban cuando la Alcaldesa EXPLOTO!

Quien presidía el Concejo en ese momento acomodó su carpeta y se puso de pié de manera bien “matonezca” a, según se entiende, poner en su lugar al Concejal.

Señaló que “El Concejal Urtubia a tenido un comportamiento que no es el indicado, Yo, como Presidenta del Concejo, como Alcaldesa, como representante de la ciudadania y como mujer, no voy a permitir que en ninguna Sesión se vuelva a repetir esto.” Miró su celular y en ese instante dio por finalizada la Sesión.

Reflexiones

Queda mas que claro que para quien esta hoy en el sillón de la Alcaldía, el tema de los sueldos de “sus cargos de confianza” es un tema que le molesta y mucho, ya que esta siendo cuestionada por los mismos problemas que ella denunció de la administración anterior y que hoy ella, quien es sin dudas, la responsable, por opción u omisión.

Las rencillas entre Oyarzo y Urtubia no son nuevas, por si alguien lo olvidó, en la primera sesión de Concejo, este Concejal amenazó a medio mundo con mandarlos a Contraloría y esa herida no va a sanar.

Otra, si Contraloría te dice…“Evitemos ciertas situaciones que no son correctas, como el tema de la dualidad de funciones” y tu lo haces aludiendo “plazos”, estas en pleno conocimiento de que al hacerlo, estás contraviniendo situaciones que ya fueron aclaradas. ¿Y Luego esperas hasta el ultimo día de plazo para solucionarlo?

¿Porqué mejor no lo evitas?

¿Será necesario pagarle dos sueldos, honorarios, remuneraciones o la palabra que venga al caso a una persona de tu confianza?

Y lo que para mi respalda estos cuestionamiento, en momentos en que cerraba la sesión, hizo alusión a ser “mujer” con un énfasis bien marcado en la palabra “MUJER”, pero hace unas sesiones atrás, cuando la Concejal Pérez Magdalena denunció el caso de discriminación en su contra, una “mujer” igual que ella, no mostró un ápice de empatía, no la vimos repudiar el hecho y alzar la voz con fuerza para decir que se tomarían las acciones necesarias.

A mi parecer, Urtubia debería trabajar un poco en como se expresa, quizá, por la alta sensibilidad de la Alcaldesa como “MUJER”, pero de que dice las cosas informado y basado en la Ley, las dice y a muchos les molesta.

El caso es que la verdad duele y que te la digan en tu cara y frente a los 50 conectados del facebook, duele más, por que dejan expuesta tu verdadera posición ante temas que no son menores, por que son los fondos públicos los que están en juego, juego que podríamos estar perdiendo en el caso del Rodoviario, empeñado para poner más plata en la Corporación, que para este columnista, es el cáncer de cada municipio del país